worldcantwait.org
ESPAÑOL

Español
English-LA
National World Can't Wait

Pancartas, volantes

Temas

Se alzan las voces

Noticias e infamias

De los organizadores

Sobre nosotros

Declaración
de
misión

21 de agosto de 2015

El Mundo no Puede Esperar moviliza a las personas que viven en Estados Unidos a repudiar y parar la guerra contra el mundo y también la represión y la tortura llevadas a cabo por el gobierno estadounidense. Actuamos, sin importar el partido político que esté en el poder, para denunciar los crímenes de nuestro gobierno, sean los crímenes de guerra o la sistemática encarcelación en masas, y para anteponer la humanidad y el planeta.



Del directora nacional de El Mundo No Puede Esperar

Debra Sweet


Invitación a traducir al español
(Nuevo)
03-15-11

¡NO MAS!
¡Ningún ser humano es ilegal!

EL Mundo no Puede Esperar exhorta a cada persona a protestar contra las leyes racistas como Arizona SB1070, a desacatarlas y a DESOBEDECERLAS



"¿Por qué hacer una donación a El Mundo No Puede Esperar?"

"Lo que la gente esta diciendo sobre El Mundo No Puede Esperar


FIRME ESTE LLAMADO. DONE PARA SU PUBLICACIÓN INTERNACIONAL. WORLDCANTWAIT.NET

ÚNETE CON: John Cusack • Wallace Shawn • Junot Diaz • Noam Chomsky • Daniel Ellsberg Eve Ensler Dave Eggers • Glenn Greenwald • Paul Haggis • Bianca Jagger • Ariel Dorfman Erica Jong • Michael Moore • Ron Kovic • Moby • Tom Morello • Mark Ruffalo • James Schamus Carl Dix • Oliver Stone • Cindy Sheehan • Cornel West con los abogados de los prisioneros en Guantánamo y muchos otros

Firmar esta declarción

Alka Pradhan: Los secretos de tortura siguen ocultándose en Guantánamo.

Todos tenemos derecho a saber toda la verdad”.

Alka Pradhan
Pittsburgh Post-Gazette
14 de enero de 2020

Traducido del inglés para El Mundo no Puede Esperar 18 de febrero de 2020

El once de enero, los Estados Unidos marcaron una dudosa piedra fundacional: el aniversario decimoctavo de la Prisión en la Bahía de Guantánamo. Ahí siguen estando cuarenta hombres olvidados hace mucho por el pueblo estadounidense, que se pregunta cómo podemos actuar así, reteniendo a personas de color en “campos de trabajo” sin haber pasado por ningún proceso legal. La respuesta es que hemos permitido a tres administraciones eludir las consecuencias de sus actos de tortura, que han aceptado, pero de la cual esconde prácticamente toda la historia. Es así hasta el día de hoy.

En el 2012, la tortura de mi cliente, Ammar Al Baluch, se transmitió al mundo como “entretenimiento” en el filme Zero Dark Thirty. El había desaparecido en 2003, retenido por la CIA a lo largo de tres años y medio de tortura continua antes de traerlo a Guantánamo. En ese entonces, fue sometido a falsos fusilamientos, golpeado y privado de alimento. Soportó dos años y medio de privación intencional del sueño, y fue azotado tan bestialmente contra la pared, por múltiples interrogadores, que hasta el día de hoy vive con una importante lesión cerebral que lo afecta a diario.

La CIA dio a los cineastas Kathryn Bigelow y Mark Boal, acceso a información clasificada. También les dio dinero para que hicieran parecer que la tortura de este detenido los había llevado a Osama Bin Laden, antes de que el comité de inteligencia del Senado derribara semejante falsedad.

Sin embargo, el reporte completo del comité es un mamotreto de seis mil páginas basado en los propios documentos de la CIA que jamás ha sido desclasificado. El resumen de la autoridad ejecutiva que se desclasificó en 2014 no es el reporte original. Cinco años después del resumen de la autoridad ejecutiva, el reporte completo del caso sigue siendo información clasificada, accesible sólo a un puñado de gente en el gobierno, y de todos ellos solamente algunos lo han leído.

Al contrario que Zero Dark Thirty, el resumen de la autoridad ejecutiva concluye que la tortura infligida a Ammar no produjo ninguna información de inteligencia útil. No obstante, sí contiene secciones detalladas de la captura de Ammar y los interrogatorios que le realizaron. Poseo un pase de seguridad ultra secreto y jamás he visto esas secciones ni la información que la CIA dio a la señora Bigelow y al señor Boal.

En noviembre pasado, Amazon lanzó The Report, una nueva muestra de Hollywood del programa de tortura posterior al 9/11. La filmación muestra los salvajes esfuerzos de la CIA para suprimir los descubrimientos del Comité de Inteligencia del Senado y la falsea con desinformación, lo cual incluye su asociación con Zero Dark Thirty. Así bien, The Report únicamente nos deja ver el mero principio de una historia que jamás ha terminado, sobre hombres que torturan por años en prisiones secretas, y la forma en que eso nos ha alterado como nación. Esos hombres vejados en esos espantosos lugares oscuros de la CIA siguen en Guantánamo luchando por sobrevivir a la tortura sin cuidados médicos, sin nada. Otros enfrentan pena de muerte ante cortes militares ilegales que se han convertido en un circo del circuito penal en todo el mundo. La mayoría de los estadounidenses no tiene idea de cómo esta historia continuará afectando nuestra seguridad nacional y las relaciones con aliados; esto, en parte, porque el reporte completo del Senado sigue oculto.

Peor aún, el encubrimiento enmascaró el hecho de que el programa de tortura abarcó a todo el gobierno federal, no sólo a la CIA. The Report retrata a agentes del FBI como héroes anti-tortura. Nuevos testimonios en el caso del 9/11, confirman que agentes del FBI estuvieron enviando listas de preguntas para las sesiones de interrogatorios y torturas a las “sitios negros”, y solicitaron con prontitud las respuestas obtenidas, bajo tortura, de los detenidos en los calabozos de la CIA. De hecho, los agentes que procesaron la información sobre la tortura de Ammar de 2003 a 2006, fueron los mismos agentes que lo interrogaron, con base en la información de 2007 en la Bahía de Guantánamo. La asociación del FBI apenas si se refleja en el resumen de la autoridad ejecutiva, aunque el reporte completo puede arrojar más luz sobre la extensión de la podredumbre.

Mi equipo está, en el presente, en litigio de una moción con el propósito de desestimar las declaraciones que hizo Ammar a los agentes del FBI, en 2007, como resultado de los años de tortura. Si no tenemos éxito en nuestra moción, Ammar bien podría ser ejecutado a causa de la tortura patrocinada por el Estado.

Estos son capítulos turbios de una historia cuyos detalles siguen emergiendo. Cuando los estadounidenses vean The Report o lean la reseña del aniversario decimoctavo de la prisión de Guantánamo, necesitamos recordar que los sujetos del programa de tortura no han dejado de deteriorarse en una prisión ilegal, que el informe completo permanece bajo llave y que tenemos derecho a saber la verdad total. Cuando The Report llegue al público, el informe verdadero también debería echarse a andar, y todos los estadounidenses tendrían que exigir transparencia sobre lo que pasa en la bahía de Guantánamo hasta que se logre clausurar.

Alka Pradhan es un abogado civil de Derechos Humanos, y el representante de Ammar Al Baluchi en los Estados Unidos v. Khalid Sheikh Mohammad et al. (“the 9/11 case”) en las comisiones militar de la Bahía de Guantánamo. El Sr, Pradhan es conferencista en la Escuela de Leyes Carey de la Universidad de Pensilvana, en el tema de derechos humanos internacional - Post 9/11. El presente artículo no refleja la opinión del Departamento de Defensa.


 

¡Hazte voluntario para traducir al español otros artículos como este! manda un correo electrónico a espagnol@worldcantwait.net y escribe "voluntario para traducción" en la línea de memo.

 

¡El mundo no puede esperar!

E-mail: espagnol@worldcantwait.net